El dato del día: penetración de las nanopartículas en los pulmones Las partículas con un diámetro entre 10 y 100 nanometros se depositan en los alvéolos pulmonares (pulmón profundo), en una proporción mucho mayor que la de las partículas del orden de las micras

Los nanomateriales, una vez inhalados, pueden exhalarse o depositarse en las diferentes regiones del aparato respiratorio, que son las vías respiratorias superiores (cavidades nasales, boca, laringe y faringe), el árbol traqueobronquial (tráquea, bronquios y bronquiolos) y los alvéolos pulmonares. Este depósito generalmente no es uniforme en todo el tracto respiratorio: varía considerablemente con el diámetro, los grados de agregación y aglomeración, así como el comportamiento en el aire de los nanomateriales. Así, partículas con un diámetro entre 10 y 100 nm se depositan principalmente en los alvéolos pulmonares (pulmón profundo), en una proporción mucho mayor que la de las partículas cuyo diámetro es del orden de las micras. Las partículas más pequeñas, por otro lado, se depositan principalmente en las vías respiratorias superiores y en menor medida en la región traqueobronquial.

El siguiente gráfico muestra el conjunto de la distribución en función del diámetro de partícula.

Fuente: Prevencionintegral&ORP

 

Compartir...
Publicado en Artículos.

Cuba, La Habana. Cuentista, poeta y científico cubano. Investigador del Centro de Investigaciones Pesqueras, doctor en Ciencias en el Uso, Manejo y Preservación de los Recursos, y maestro en Ciencias del Agua.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *